3 jun. 2014

Tarta de chocolate fácil y rápida

No quiero que este blog se convierta en un blog de repostería. Primero, porque no soy repostera y segundo porque no quisiera que perdiera su esencia, aunque sí es cierto que últimamente solo publico DIY y recetas, pues mi poco tiempo libre lo dedico a mis "manualidades" y me aburre sentarme a publicar sobre la temática del blog. No quiero adelantar acontecimientos (porque no es el momento) pero quiero dar un giro al blog y espero no tardar en hacerlo (tranquilas que, como digo, no va a ser un blog de repostería).

Digresiones aparte, os enseño cómo hacer esta tarta que hice para el 7º cumpleaños de mi rey. 





Fue totalmente improvisada con lo que tenía por casa, pues llegué tarde de trabajar y al día siguiente era su cumple y quería que tuviera una tarta hecha por mi, como hago con mis dos hijos desde su primer cumple. La receta no tiene nada de especial, es el bizcocho de toda la vida con unas pequeñas modificaciones.

INGREDIENTES

- 1 yogur sin lactosa (mi lechón tiene intolerancia a la lactosa, pero no solo lo usé por eso, sino porque la textura de estos yogures es mucho más cremosa).

Todas las medidas que vienen a continuación serán con la misma medida del vaso del yogur:

- 1 vaso y 1/2 de harina tipo bizcochona (de la que tiene levadura incorporada).

- 1 vaso y 1/2 de cacao puro Valor (no es imprescindible, se puede usar cualquier otro cacao como colacao o nesquick).

- 1 vaso de azúcar y 1/2 vaso de azúcar vainillada.

- 1 cucharadita de esencia de vainilla (opcional).

- 1 vaso de aceite de girasol.

- 3 huevos M

-1/2 sobre de levadura.

- 1 pizca de sal.

PREPARACIÓN:

Tamizar la harina con la pizca de sal y la levadura (no es imprescindible, pero si tienes tiempo hazlo; saldrá más esponjoso). Echarlo en un bol y añadir el resto de ingredientes. Batirlo hasta que estén todos los ingredientes bien integrados (en mi caso, con la Kitchen Aid, 3 minutos a velocidad 3).

Engrasar y enharinar 2 moldes de 18 cm y verter la mitad de la mezcla en cada uno de ellos. Meter en el horno (calor arriba y abajo, bandeja a mitad de altura, 170º, 30 minutos o hasta que al pincharlos salga limpio el palillo, pero esperad al menos 30 minutos para probar).

Desmoldarlos cuando aún estén templados y ponerlos boca abajo sobre la rejilla del horno (para que el "copete" se aplaste y nos queden planitos.



Para el relleno y la decoración usé este frosting de chocolate que compré en Rota el año pasado (en una tienda de productos americanos). Actualmente Mercadona vende frostings parecidos.



Para rellenarlos simplemente ponemos uno de los bizcochos encima de un plato; sobre el bizcocho echamos el frosting (una capa generosa). Ponemos encima el otro bizcocho (de manera que el "culo" del bizcocho quede para arriba -así la tarta queda más plana-) y con el resto de frosting vamos cubriendo los laterales y la parte de arriba.





Es bueno ayudarse de una espátula de este tipo (ver foto de arriba) pero si no tenéis os vale una pala de servir, por ejemplo, o un cuchillo de trinchar.

Intentamos que quede lo más nivelada y lisa posible y, o la dejamos tal cual o, como en mi caso, la adornáis con figuritas de pasta de azúcar (estas las compré en Lidl el verano pasado).




En un par de horitas tendréis esta sugerente tarta preparada, para delicia de los más golosos y de los amantes del chocolate :)))


Hoy, además, es mi 40 cumpleaños (madre mía!!!!!) así que desde aquí os envío un trocito virtual :))) y felicito muy especialmente a MI HERMANITA GEMELA, por estar siempre ahí y por ser la mejor hermana del mundo mundial :)))) FELIZ CUMPLE, HERMANITA!!!!!!! nos vemos esta tarde soplando las 80 velas!!!!!!!!!!! :))))



Last Thursday my oldest son was 7 years old and I baked him this cake. It was delicious and it is very easy to do.



Image and video hosting by TinyPic